Conciliacion-fiscal

Conciliación fiscal e impuesto diferido son dos conceptos de contabilidad que han cobrado especial relevancia desde el 2017, ya que con el decreto 1998 del 30 de noviembre de ese año el Ministerio de Hacienda estipuló que todos los contribuyentes que están obligados a llevar contabilidad, tienen que implementar un sistema de control fiscal para conciliar las diferencias que surgen entre los valores contables y los fiscales luego de que se aplican diferentes marcos normativos.

También te puede interesar ¿Cuánto me debe cobrar un contador?

Es decir, que, si por ejemplo se utiliza una regla tributaria para ejecutar un proceso con fines fiscales y otra regla internacional como una NIIF con fines contables, ahí van a haber diferencias, pero estas son de tipo “temporario”; lo cual significa que en ese momento se registran valores diferentes, pero luego, con el tiempo, se llega al mismo resultado.

Origen del proceso de conciliación fiscal

Esta propuesta, de distinguir las diferencias temporarias y las permanentes se hace en la norma 2649 de contabilidad local con el objetivo de reconocer el impuesto diferido, proceso que, aunque siempre había estado contemplado en esta reglamentación, muchas veces era obviado por los contadores, los revisores fiscales e incluso por los auditores externos.

Sin embargo, con la implementación de las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF) y el hecho de que se volvieran obligatorias, se hizo evidente que realmente no se hacia el reconocimiento del impuesto diferido y por eso actualmente se habla de ello con más frecuencia.

También te puede interesar ¿Eres un contador suficientemente bueno?

¿Qué es un impuesto diferido?

El objetivo principal de un impuesto diferido es el de reconocer los valores tributarios sobre la base de lo devengado, proceso que se da luego de identificar los activos y los pasivos para efectos de información financiera o contable y para efectos tributarios o de impuestos.

Entonces, esas diferencias son estacionales porque no son constantes y en algún momento de la vida de la empresa se podrá reconocer el total de los activos y de los pasivos para efectos contables y fiscales, aunque esto haya sucedido en diferentes periodos de tiempo.

También te puede interesar Cinco aplicaciones de contabilidad para profesionales y estudiantes

¿Cuál es la distinción entre las diferencias temporales y las temporarias?

Las diferencias temporales según la normatividad local se aplican cuando los ingresos y los gastos se reconocen en un periodo para efectos de los estados financieros y en otro para los efectos fiscales, por ejemplo, cuando un ingreso se ve reflejado en un periodo del estado de resultados y en otro de la declaración de renta.

En cambio, las diferencias temporarias tienen un marco de acción un poco más amplio, mientras que las diferencias temporales surgen del análisis del estado de resultado, las diferencias temporales lo hacen, además, del análisis del balance.

También te puede interesar ¿Cómo implementar las NIIF en una empresa?

Las diferencias temporarias contemplan el análisis del valor fiscal y del valor financiero de los activos y pasivos, por lo que la aplicación de este método es mucho más completa y, por consiguiente, el impuesto diferido también lo es. De modo que el control que se debe ejercer de acuerdo con el decreto 1998 de 2017 es más efectivo utilizando esta fórmula.

Estas diferencias además se pueden reflejar de forma imponible o deducible, ya que según el valor que se presente en los estados financieros y la declaración de renta, de los activos y los pasivos, se puede estipular un impuesto mayor o menor a pagar.

También te puede interesar Software contable para NIIF: lo que debería tener

software contable gratis
Adriana Carolina Leal autora siigo blog periodista

Escrito por Adriana Carolina Leal

Soy Periodista de la Universidad del Rosario. Tengo experiencia en redacción para medios impresos, digitales y televisivos. Me apasiona el tango, la investigación y la realización audiovisual. Soy una Blogger dedicada a mejorar la vida de contadores, empresarios y estudiantes, escribiendo sobre los temas más actuales que les pueden interesar.

 
2018-06-08T12:02:05+00:00 Abril 9th, 2018|Contador, Glosario contable|0 Comentarios

Deja Un Comentario

 Debes implementar la facturación electrónica ya, para estar listo en 2019.

Descárgate el E-Book gratis 
y aprende lo que necesitas 

Quiero el E-book
Suscríbete al blog
Suscribirme
Suscríbete al blog
Suscribirme
Siigo, + que un software contable
Descarga la presentación oficial de la DIAN sobre facturación electrónica
Al dejarnos tus datos aceptas nuestra política de uso y te suscribres a nuestro boletín de noticias.
DESCARGAR GRATIS
close-link
¿Cómo podemos ayudarte?